Inicio » Actualidad universitaria » Mi opinión sobre el aborto

Mi opinión sobre el aborto

Mi opinión sobre el aborto

Antes de nada, decir que ésta es MI opinión, sé que hay multitud de opiniones válidas (o no tanto) pero te digo desde ya, que si eres anti-aborto, probablemente no te guste lo que vaya a decir.

Llevo mordiéndome la lengua unas semanas, desde que se anunció la reforma de la Ley del Aborto, he escuchado opiniones de unos y otros pero ayer por la mañana, tras leer este artículo con la opinión en primera persona de una pareja que ha abortado recientemente por malformaciones graves del feto, he decidido expresar mi opinión.

Digo desde ya que estoy a favor del aborto, a favor de cómo se puede hacer ahora (incluso aligeraría ciertos trámites que, tal como explican la pareja del artículo anterior, no son pocos), a favor de que las parejas pero muy especialmente las mujeres puedan DECIDIR.

Tuve la suerte de impartir unos cursos hace un año y pico en dos centros especializados en aborto y, la verdad, pasar allí las horas que pasé (en la recepción, donde se admitían las pacientes y desde donde veías sus caras en la sala de espera) me abrieron mucho los ojos. ¿Qué perfiles de mujeres son las que abortan? Pues todos, cualquier tipo de mujer acudía a ese centro, desde mujeres a las que se las veía de más baja clase social hasta mujeres con estudios y “niñas de bien”; desde aquellas que no podían esperar un día para abortar porque al día siguiente ya era una semana más de gestación y, se encarecía el precio del aborto (según las semanas de gestación de las que se esté se puede aplicar una técnica o se tiene que aplicar otra y de ahí que, a medida que pasan las semanas, los precios se van encareciendo) y no podían pagarlo a aquellas otras a las que el pagar no suponía ningún problema pero sí lo suponía el mero hecho de hacerlo. La mayoría de mujeres iban consternadas y se notaba que era un trámite desagradable por el que tenían que pasar, estoy segura que muchas de ellas en otras circunstancias hubiesen tenido al bebé, pero en ese momento no podían. También os digo que había otras mujeres “asiduas”, que no era ni la primera ni la segunda vez que iban, ahí es cuando también pienso que si una mujer ha abortado 5 veces en 3-4 años porque no ha sabido tomar las precauciones necesarias, ¿esa mujer es capaz de ser responsable de un bebé?

El aborto es un tema tabú como bien dicen el matrimonio del artículo al que he hecho referencia al principio y, a pesar de ello, el que más o el que menos conocemos a mujeres que han abortado y seguro que los motivos de cada una de esas mujeres eran distintos. Muchas de esas mujeres quieren ser madres pero no quieren serlo en ese momento o no en esas condiciones. Analicemos esto:

-¿Por qué no ser madre ahora?

Bien, los motivos pueden ser muchos pero creo que estaremos todos de acuerdo en que un embarazo te cambia la vida, ya no solo los cambios físicos que supone un embarazo sino que un niño, cuando nace, necesita dedicación (y dinero) y no siempre se tiene. Algunos motivos:

*Estás estudiando y quieres acabar de hacerlo (sí, vale, se puede estar embarazada y tener niños mientras estudias pero, sea como sea, seguro que te retrasas de los tiempos inicialmente establecidos).

*Estás en paro y no tienes dinero (hay ayudas… ¡JA! Lo poco que hay no te da para mantener un niño y sino que se lo digan al tercio de niños españoles que viven en riesgo de pobreza o de exclusión social).

*Estás trabajando y no tienes dinero para mantenerlo (el 65% de los españoles en riesgo de pobreza a pesar de encontrar trabajo).

*Tienes aspiraciones profesionales que no vas a poder alcanzar si tienes que criar a una familia (la conciliación laboral en España no permite que mujeres con ciertas aspiraciones a nivel laboral puedan compaginar el trabajo y la familia, especialmente si su pareja también trabaja y… qué queréis que os diga, tener hijos y tenerlos todo el día en la guardería o con los abuelos pues… como que tampoco es mi ideal de familia aunque hay gente para todo y todo el mundo es libre de hacer lo que quiera, pero para mí, esa es una visión egoísta de tener hijos).

-¿Por qué no ser madre en esas condiciones?

Y con esto me quería referir especialmente al tema de las malformaciones de los fetos, es un tema espinoso y hay mujeres que aceptan seguir con un embarazo a pesar de que sus hijos vengan con malformaciones (muchas veces graves) y para mí esas mujeres son unas heroínas y ejemplos de madres coraje pero, por otro lado, no puedo evitar pensar que también son algo egoístas. Desde mi opinión (y sé que esto puede sonar cruel), traer al mundo a un niño con malformaciones graves no hace más que traer dolor y sufrimiento tanto para el niño como para la familia. No soy madre pero creo que ver a un hijo sufrir y/o morir, es uno de los peores tragos que puede pasar una madre y esto, indudablemente, le va a cambiar la vida, por no decir que la va a traumatizar de por vida. Y ojo, no malinterpretéis mis palabras, que aquí no me estoy refiriendo a cualquier discapacidad, estoy hablando de cosas graves, que hay niños que pueden vivir con pequeñas discapacidades (tanto físicas como mentales) y hacer una vida normal (o casi).

Podéis pensar que mi visión es muy cruel, pero de verdad, si podéis evitar el sufrimiento de vuestro hijo, ¿por qué no hacerlo antes de nacer? Porque yo he visto a familiares de gente enferma que muchas veces ha pensado o dicho, que valdría más que esa persona muriese en lugar de seguir viviendo con ese sufrimiento (por no decir que mucha gente enferma ha manifestado querer morir a seguir viviendo en esas condiciones), si al final vas a acabar pensando así, ¿por qué no abortar e intentar tener después a un bebé en mejores condiciones que no sufra ni sufras tú?

Y ahora llega el momento de los que digan que hay maneras para no quedarse embarazada y sí, hay muchos tipos de anticonceptivos: el preservativo (con eficacia desde un 86 a un 98%), la píldora (si se toma bien puede tener una eficacia de cerca de un 100%), el DIU (con una eficacia de alrededor de un 98%), etc etc. Pero ninguno de ellos protege al 100% (salvo si sigues los consejos del Aula de Sexualidad de cierto periódico que básicamente proclama la abstinencia –especialmente antes del matrimonio-), aunque se queden cerca, y una mujer, sin quererlo y poniendo métodos, puede llegar a quedarse embarazada.

Además, sabed -una cosa, abortos se seguirán produciendo, quienes tengan dinero volverán a irse a Francia o a Londres como en tiempos de Franco, quienes no tengan… pues volverán los abortos “caseros” con infusiones de ciertas plantas o métodos de todo menos higiénicos, saludables y que pueden poner en peligro la salud de la madre. Y pensad una cosa, si una mujer arriesga su propia vida para abortar, ¿no será porque realmente no puede tener ese hijo ahora?; si una mujer no tiene entre 300 y 1000 € que puede costar un aborto legal actualmente en España, ¿creéis que va a poder mantener correctamente a su hijo? Por que un hijo vale dinero y mucha gente dirá que donde comen dos, comen tres, el problema es que a veces esos dos ya no comen, o no comen correctamente y un niño tiene necesidades que son caras y cuando crece un poco hay que pagarle los libros del cole (que no son precisamente baratos) y la ropa y los zapatos y…

Todo esto para decir que yo estoy a favor de la actual ley del aborto, que permite que la mujer decida y sea libre de elegir, que estoy a favor de las manifestaciones de hoy 1 de febrero y el próximo sábado 8 de febrero en Madrid (y cualquier otra que se haga) y que yo abortaría en determinadas circunstancias lo cual no quiere decir que, si algún día tengo un hijo con enfermedades o discapacidades, me convierta en una de esas madres luchadoras, no lo dudo. Mi visión puede sonar cruel, desconsiderada y muchos otros adjetivos más, pero os aseguro que es lo que piensa mucha gente, aunque no todo el mundo lo diga. Y desde aquí también, mi total apoyo y reconocimiento a todos profesionales médicos que han dicho que ellos seguirán practicando abortos aunque no puedan. Si los médicos lo apoyan, ¿por qué no voy a hacerlo yo? Reflexionemos antes de poner el grito en el cielo.

Escrito por: Cristina Serrano Martín

Redactora en ciencia, tecnología y medio ambiente

Ver más posts


Más noticias

Comentarios (0)

  1. Beatriz Díaz Martín dice:

    Saber encima que muchos de los que se oponen al aborto también se oponen al uso de los métodos anticonceptivos… Es triste que en el siglo XXI haya gente que aún piense así

  2. Anónimo dice:

    Comparto tu opinión al 100% Cristina, son las mujeres las únicas q tienen derecho a decidir cuando ser madres o no.Volvemos a finales del siglo pasado o incluso antes. Como decía alguien: p´atras, p´atras, p´atras.

  3. […] Esta protesta ha ocurrido después de la multitudinaria manifestación de ayer “El tren de la libertad”  contra el anteproyecto de protección de la vida del concebido y de los derechos de la mujer embarazada. […]