Inicio » Actualidad universitaria » Los zombies y estos tiempos que corren

Los zombies y estos tiempos que corren

Son tiempos difíciles. Pero eso no es ninguna novedad, ¿verdad?

Es decir, hace tiempo que sabemos que las cosas van mal, pero como dice un buen profesor mío, seguimos como zombies. Andamos, comemos, nos movemos y se supone que estamos vivos y pensamos, pero en realidad estamos medio muertos. Cada vez que el supuesto gobierno legítimo que rige este país suelta una barbaridad o una bomba que tambalea todos los cimientos de los derechos que nuestros abuelos y bisabuelos sangraron por conseguir, nos quedamos perplejos, atontados y sin saber bien qué hacer, como si lo que ocurre no nos pasase a nosotros, como si no fuese más que ciencia ficción.

Y eso, señoras y señores, me toca mucho los cojones.

Pero no os tiréis a mi cuello, también soy muy consciente de que hay una cantidad impresionante de gente luchando día a día por devolver aquello que fue robado al pueblo. Estudiantes, parados, padres, abuelos, jubilados, médicos, militares, profesores… todos y cada uno de los sectores de este país cuentan con (aunque sea pequeño) un grupo de gente luchando por los derechos que hoy en día tratan de ser demolidos con leyes como es la nueva Ley de Seguridad Ciudadana, más conocida como “Ley Anti15M”. Pero aunque hay una gran polémica y miles de personas protestando, todo sigue su curso y las imposiciones no son detenidas, porque son de su competencia, según el gobierno vigente.  Todos por lo que se ha luchado durante años, carece de sentido con estas nuevas leyes que implican una “mayor seguridad” para el ciudadano, pero que lo único que implican es la impunidad del Estado y de sus supuestas fuerzas del orden. Nos restringen las libertades hasta el punto de que, finalmente, no seremos capaces ni de respirar tranquilos. ¿No poder grabar a la policía? ¿No poder acercarnos a los políticos y personajes públicos? ¿No poder reunirnos en la puerta de los lugares públicos que NOSOTROS pagamos con nuestros impuestos?

¿Qué clase de broma es esta, peperitos?

Pero seguimos dejando que los expertos y los técnicos nos manden. Y metemos un papelito en una urna cada cuatro años, como zombies. (Bendito Juan Carlos Monedero por hacerme interiorizar esta idea, aunque le rebata muchas otras dentro de mi cabeza.)

PD: En mi próximo artículo os hablaré del cierre de reprografía en la mayoría de las facultades de la UCM, el cual ya llevo unos días hablando de él, pero no podía callarme con esto pululando por ahí.

Escrito por: May Ramírez Alonso

Ver más posts


Más noticias

Comentarios (0)

  1. Juanito dice:

    “Supuesto gobierno legítimo ” , “cojones”,”impunidad del estado y sus fuerzas del orden”, ¿revolución bolivariana?,¿desde cuándo una ley es una imposición ?. Pensaba q las leyes servían para darnos una convivencia , orden y libertad entre todos nosotros. Quizás tengas razón, pero prefiero ser un zombie aquí, que un intelectual en otro lugar como Cuba peor ejemplo. Aquí tenemos los zombies la libertad incluso de no meter el papelito cada 4 años,

    • May Ramírez Alonso dice:

      En primer lugar Juanito, este es un artículo de opinión. Como su nombre indica, es un escrito en el que vas a encontrar adjetivos y calificaciones subjetivas de la autora y sus respectivas ideas. Eso respecto al “cojones” y a los “zombies”. Al resto de comillas, no sé que decirte. El Partido Popular gobierna por una SUPUESTA mayoría absoluta y, según las leyes que nos dan una convivencia, orden y libertad, incumplir el programa electoral del partido mientras se está gobernando es un motivo LEGÍTIMO para denegar el seguir gobernando y proceder mediante pasos jurídicos y electorales a una reelección del partido al cargo del poder ejecutivo.
      En segundo lugar, esta ley, la nueva Ley de Seguridad Ciudadana, contiene una serie de puntos y IMPOSICIONES que violan claramente los principales artículos de la Constitución española del 78, en concreto esta ley les mete una patada en el bazo a los artículos 17 y 20, quizá deberías echarles un vistazo. Ninguna ley impuesta por ningún gobierno vigente tiene más legitimidad que la Constitución, por lo tanto si esta nueva ley llega a las calles, será por una imposición, no porque el pueblo lo haya decidido. No vayamos a hablar ahora de Referéndums, que eso es casi como un mito lejano en este país.
      Y si, tienes toda la razón al decir que aquí somos zombies con la libertad de no meter un papelito cada cuatro años en una urna, pero también somos zombies con la libertad de calificarnos a nosotros mismos de esa manera, y también déjame decirte que esa libertad que tenemos de ser en este país todavía zombies, se acabará pronto cuando no haya más que hambre.
      Muchísimas gracias por tu aportación siendo el primer comentario en mis artículos :) Muy buenas noches Juanito!!