Inicio » Actualidad universitaria » Entrevista al Movimiento Doctor Love

Entrevista al Movimiento Doctor Love

Muchos son los estudiantes que en estos momentos tan complicados, se plantean la idea de emprender para poder pagarse sus estudios universitarios. Este es el caso de Jorge y Alejandro, dos de los fundadores del Movimiento Doctor Love, un movimiento creado por universitarios para poder pagarse sus estudios. Hace unos días tuvimos la oportunidad de hablar con ellos y nos explicaron todo sobre este movimiento: su origen, las claves de su éxito, las pulseras…

Alicia García: Resulta difícil creer que haya alguien en el mundo universitario que todavía no os conozca, pero por si queda alguien que no conoce el Movimiento Doctor Love: ¿en qué consiste este movimiento?

Alejandro: El movimiento es una plataforma que hemos creado varios universitarios para no solo divertirnos, sino también para incursar en el mercado laboral ganando algo de dinero. La idea es que mediante un juego de pulseras, una venta bastante agresiva, fiestas… mediante todo un conglomerado de cosas los universitarios tengan una posibilidad de ganarse el dinero para pagarse la carrera, el poder vivir en Madrid, etc.

A.G: ¿En qué momento surgió la idea de fundar el Movimiento Doctor Love?

A: Nos surgió a un grupo que estábamos bastante fastidiados hace un año y poco, cada uno con nuestros problemas: yo con un hijo, Jorge con sus cosas… Todos estábamos en una situación complicada y no había una solución aparente. Entonces decidimos crearla nosotros, partiendo de montar unas fiestas en casas de amigos con el rollo del semáforo.

Desde un principio no ha surgido esta idea así, no pensamos en crear un movimiento para todo el mundo, donde pueda trabajar el que quiera… fue para ganarnos nosotros algo de dinero y luego poco a poco, se fue uniendo gente. Es decir, ha ido surgiendo todo. No esperábamos llegar hasta aquí en ningún momento.

IMG_1772

Fotógrafa: Gabriela Galarza Sueiro

A.G: ¿Cualquier estudiante universitario puede formar parte o hace falta cumplir algunos requisitos?

A: Cualquiera que cumpla tres normas. La primera es no mentir, es decir, no subir el precio de las pulseras, no cambiar las ofertas, porque eso nos hace mucho daño… La segunda es que haya positividad siempre. Exigimos que la gente piense en positivo, aunque sea una mala situación. Nosotros intentamos hacer que sea buena porque si partimos de algo negativo, es muy difícil salir hacia algo que sea bueno. La tercera es mantener un equipo, que no haya malos rollos.

Respecto al tema económico, si hay alguien que por motivos financieros tiene más necesidad, pues obviamente tiene más prioridad. Hay gente que se tenía que volver a casa y no le quedaba otra y o sacaban algo de dinero ahora o se van. Entonces a esa gente le dices pues sí, hacemos lo que podamos o nos ayudamos unos a otros. Hemos conseguido crear un buen núcleo de universitarios. Al final, intentamos no ser más de 20 personas. Nosotros hacemos como una cartera de trabajo.

A: ¿Podrías definir en una frase o en una palabra vuestra filosofía?

A: El movimiento es una herramienta útil para salir adelante.  Además, el eslogan a partir de enero es “solo gente positiva”.

A. G: ¿Dirías que vuestra filosofía y vuestra positividad han sido las claves para el éxito que habéis conseguido?

A: Eso seguro. Si nos hubiéramos dejado llevar por mucha gente que decía eso no interesa a nadie… entonces no estás en ningún lado. Estaríamos en casa viendo la televisión.

Al final no hay nada positivo o negativo, no existe nada excepto lo que tú vas creando a tu alrededor. Para plantar hay que sembrar y pensar muchas cosas, pero la primera es pensar que la tierra es buena.

A. G: Desde que empezasteis hasta hora, ¿cuánto tiempo ha pasado? ¿Os habéis encontrado con alguna piedra en el camino?

A: Nos hemos encontrado muchos escollos. Al principio hemos tenido problemas con la gente, porque hay gente que para ganar algo más, engaña; hay gente que ha cometido errores graves y los hemos pagado el resto.

Con los que menos problemas hemos tenido ha sido con los negocios. La gente siempre ha querido trabajar con nosotros. Cuando hablamos con un nuevo negocio, están encantadísimos y súper dispuestos a trabajar y a ayudarnos.

A partir de enero vamos a tener un gran problema, ya que ha salido un decreto ley, que va a prohibir lo que estamos haciendo, con multas de 750€.

Por otro lado, se lo contamos a varios quioscos, que son amigos y estos están encantadísimos si nos pueden ayudar en su área.

IMG_1775

Fotógrafa: Gabriela Galarza Sueiro

A. G: ¿Os sorprendió ver el enorme éxito que conseguisteis en apenas unos meses?

A: Sí, aunque el éxito cosechado ha sido a base de trabajo. Cuando estábamos montando todo, lo único que pensábamos era que en un tiempo pudiéramos pagarnos las tasas. Yo si me pagaba las tasas de la universidad y si luego puedes tener una oficina y tal… pues ya era un éxito.

A.G: ¿Tenéis pensado expandiros a otras ciudades españolas?

A: En España tenemos planeado expandirnos a Barcelona. Ahora nos vamos a México, donde nos han pagado un billete para montar allí el movimiento.

A. G: Una vez que terminéis la carrera y por lo tanto, pagados los gastos; ¿vais a seguir con el proyecto, lo vais a pasar a manos de otros…?

A: Estaríamos encantados de dejárselo a otros estudiantes, sin problemas. Esto nunca se ha mirado a largo plazo, nosotros vivimos el día a día. Al final un proyecto sale por la gente que lo lleva. Si se puede mantener después de todo esto que nos está haciendo el gobierno con el decreto ley, lo fantástico sería que lo llevara gente nueva, fresca, que quiera sacar cosas interesantes… pero requiere un trabajo interesante. Hace falta alguien que le quiera echar ganas.

A.G: Contadnos sobre la pulsera blanca, la pulsera más solidaria.

A: Eso surgió porque uno de los miembros del movimiento estaba trabajando en estas cosas sociales. Con esta pulsera, la idea es donar un 10% a chavales que no pueden hacer lo que estamos haciendo nosotros  porque no tienen ni la edad, ni la fuerza, ni la energía y que están dependiendo de sus padres, que están en paro.  A nosotros nos han venido padres para que por favor les diésemos trabajo. Con experiencias así decidimos dar el 10% a chavales españoles, para sus estudios.

A. G: Y sobre el resto de pulseras. ¿Qué significa cada una de ellas?

Jorge: La naranja es “súper-casada”, que también puede ser “súper-enamorada”; la verde es “súper-soltera”, que es una de las más vendidas; la pulsera amarilla que es “súper-depende”, que surgió como las fiestas del semáforo; la azul que es la “súper-celestina” surgió en las fiestas, que eran los que unían las parejas; la pulsera rosa que es la “súperamasdrlove”, está dedicada a los famosos que nos íbamos encontrando por la calle, es como una especie de apoyo al movimiento y la pulsera violeta es la “súper-gay”.

A. G: ¿Algún consejo para jóvenes valientes que se atrevan a emprender en este momento tan complicado?

A: Cada experiencia en la que te vas metiendo va a ser diferente, porque todo depende del entorno, de cómo va creciendo todo… Yo lo único que puedo decir a cualquiera que quiera hacer algo es que no se deje llevar por la gente que le dice cosas malas y que al final, todo es trabajo. Sí que es verdad, que si cuentas con gente buena, te va a salir mucho mejor y uno solo no consigue nada, pero al final es trabajo.

Escrito por: Alicia García

Madrileña. Estudiante de periodismo en la UCM. Amante de la fotografía. Fiel seguidora del Estu. Twitter: @alibyees9

Ver más posts


Más noticias